.::.Artículos periodísticos

IMPRIMIR TEXTO

<< atrás / back<< atrás / back

.

.

  Tomás Perrate.

     Sin luces ni tramoyas pero con la rotunda presencia de los volcanes poderosos que se despiertan después de años de adormecimiento, así está emergiendo en Utrera la sabiduría gitana del linaje de los Perrate a través de Tomás Perrate.

     Peluquero de profesión, hombre de su familia, ni pinturero ni festero, amigo de sus amigos, este gitano de raza trae en su sangre la voz de muchas generaciones de buenos cantaores flamencos.
Nos conocimos en septiembre, un día de feria, en casa de su cuñada Eli, y me bastaron unos minutos de charla para comprobar su honda valía moral y humana, y sus dotes naturales para convertirse en un referente claro para tantos jóvenes gitanos que andan desorientados en una Utrera que, afortunadamente, ya no es la que era.

     Más allá de la Utrera cañí de toros, feria y cofradías, más allá del andalucismo de plató y de la incultura clasista de la añeja burguesía utrerana, hay otra Utrera profunda, casi siempre muda, embargada de dolor y amargura pero con la fuerza de la vida latiendo en el corazón y en las sienes. Como laten el corazón y las sienes de Tomás cuando cierra los ojos, entra dentro de su memoria gitana y deja que su voz y su compás expresen lo que él siente, lo que sintió su padre y el padre de su padre. Lo que sienten los suyos.

     A mí la sangre se me hiela o me hierve cuando le escucho cantar. Y no, no es un gitano festero de charanga y subidón de nieve blanca. Es un río profundo el que corre por sus venas y se abre en su pecho cuando el duende lo habita y lo expresa.
Aún así, Tomás es una persona normal, no va de artista y, además, tiene vergüenza. Los gitanos de Utrera y todos los demás podemos sentirnos orgullosos y darnos la enhorabuena: el legado de El Perrate sigue vivo en su hijo, Tomás Perrate de Utrera.

     Amigo Tomás, cierra los ojos, mira la muerte de frente y canta. Lo demás es vanidad de vanidades y sólo vanidad.

Dokushô Villalba

.

IMPRIMIR TEXTO

<< atrás / back<< atrás / back

.

.